Cómo vencer el estrés (1)

Cómo vencer el estrés (1)

«“¿Y quién eres?”… Jesús contestó: “El que siempre dije que era”». Jn 8.25 NTV

Jesús vivía bajo una presión constante. Lo solicitaban demasiado y eso era agotador. Rara vez tenía privacidad y lo interrumpían a menudo. La gente lo malentendía, lo criticaba y lo ridiculizaba frecuentemente. Sobre Él pesaba un estrés enorme, pero aun así se mantuvo en paz. ¿Cómo lo hizo? Su vida estaba basada en ocho principios importantes para el manejo del estrés. Veámoslos: Descubre quién eres. «“¿Y quién eres?”, preguntaron. Jesús contestó: “El que siempre dije que era”». Si no sabes quién eres, otros podrían tratar de decirte quien ellos piensan que eres. Si no sabes quién eres, inconscientemente dejarás que otras personas te lleven a creer que eres alguien que no eres. Mucho de nuestro estrés proviene de escondernos detrás de máscaras, vivir una doble vida y aparentar ante los demás. La inseguridad siempre produce presión y por eso nos sentimos forzados a fingir y amoldarnos a otras personas. Nos establecemos unos estándares irreales y aunque trabajamos y trabajamos, aun así no podemos alcanzarlos. Entonces, ¿qué debemos hacer? ¡Tienes que saber quién eres y de Quién eres! Eres un hijo redimido de Dios, puesto en esta tierra no por accidente sino con un propósito. Eres profundamente amado y completamente aceptado por Dios. Él tiene un plan para tu vida; por lo tanto, eres importante.


No comments (Add your own)

Add a New Comment


code
 

Comment Guidelines: No HTML is allowed. Off-topic or inappropriate comments will be edited or deleted. Thanks.

The Daily Encouraging Word Online

If you like to receive The Daily Encouraging Word online, it is available by email subscription or by daily Facebook and Twitter posts. Please click on the links below for options on getting the Daily Encouraging Word. For questions email info@tewonline.org

The Daily Encouraging Word via Email

The Daily Encouraging Word via Facebook

The Daily Encouraging Word via Twitter

Sharing God's Truth With a Searching World